El fontanero, su mujer y otras cosas de meter (Carlos Aured, 1981)

Título mítico del Cine S, más famosa por la gracia del nombre que por la película en sí misma (que fue, en cualquier caso, de las más taquilleras de su género). El film es un claro ejemplo de cómo el erotismo de los años 70 y primeros ochenta se basaba en historietas y mitos (en este caso, el del fontanero que causa estragos en las casas que visita) de larga tradición en el humor español.